Barineses sufren caos por gasolina y demoras del transporte urbano

719

Las descomunales colas de carros de todo tipo en las estaciones de servicio de gasolina en la entidad, aunado a la deficiencia en el transporte urbano, sigue causando zozobra, desespero y estragos en los barineses.

Ante esta situación, las expresiones de los trabajadores de las estaciones de servicio de gasolina, no suenan alentadoras pues aseguran que los rumores de las fallas con el combustible se deben aparentemente a dos factores: problemas en la planta de llenado (Barquisimeto) y a fallas con el transporte del producto.

Entre las gasolineras que registraron colas este sábado destacan E/S La Carolina, La Nonna, Bomba Lara, La Redoma, La Avenida, Texaco, Vista Hermosa, mientras que en la gasolinera Don Samuel esperaban por el arribo de una gandola y continuar con los despachos del producto.

“Uno se estresa a diario, porque sino es por la comida, que igual debes rastrearla, también pasas malos ratos haciendo cola para tanquear tu carro y si andas a pie, no te queda de otra que calarte horas en las paradas esperando a que una buseta te logre movilizar hacia tu sector, o sitio de trabajo”, dijo Jesús Lara, mientras formaba parte de una cola de carros en la estación Bomba Lara, para recargar el camión volteo que tripulaba.

 Paradas públicas atiborradas

Otro “castigo” al cual parecen estar condenados centenares de usuarios durante los siete días de la semana, se trata de las largas horas de espera que deben soportar en las paradas de transporte público de la ciudad.

Como ejemplo evidente se aprecia la gran cantidad de personas que desde las  6:00 am de lunes a lunes, copan la parada ubicada frente al Mercado Municipal La Carolina. Este mismo panorama es observado en la parada adyacente a la terminal de pasajeros de Barinas. Del mismo modo sucede con  la popular parada Don Pepe, en la calle Camejo.

También las personas se aglomeran en la ubicada frente a la panadería Rubio. No menos caótico es el caso de la parada conocida como “hospital Razetti”, calle Cedeño, allí las personas convergen a cada hora del día.

Entre la cantidad de paradas, igual figura la ubicada en la entrada principal del sector Mi Jardín, parroquia Ramón Ignacio Méndez y sectores vecinos. El colapso igual lo padecen quienes esperan en Los Pozones y redoma Industrial de Barinas, a las unidades que se desplazan para la zona alta y baja de la ciudad.

Sobre esta anormalidad, el presidente del Sindicato de Transporte en Barinas, Oscar Hidalgo, ha expresado ante medios locales que actualmente un 50% del parque automotor se ha visto afectado por la falta de repuestos mecánicos y la paralización “prácticamente obligada” de las unidades. Asegura que muchas de estas unidades permanecen estacionadas en los patios de las casas de los choferes y otras se deterioran en los talleres por falta de alguna pieza mecánica.

¿Solución?

Sobre este escenario, los más afectados (usuarios) exigen que el gobierno regional y nacional comience por gestionar las soluciones no solo al problema de transporte urbano, sino a su vez, lo hagan con el caso de la escasez de gasolina en el estado. “Si no hay gasolina, no existe el transporte y como resultado, todo se paraliza” concluyen.

 

Ven con preocupación que a menos de dos meses para que se despida el 2016, estos dos servicios esenciales para la sociedad se ven técnicamente “paralizados” y temen que la tendencia es a seguir empeorando. Sin embargo, aseveran que está en las manos del Gobierno  hacer a tiempo los correctivos necesarios, para evitar un caos total.

FuenteLA PRENSA DE BARINAS
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here