El Origen del Universo (Mini Resumen) por Humberto Ojeda Gudiño.

191

Desde tiempos inmemoriales nos hemos preguntado por el origen del Universo, de dónde salió este mundo que conocemos, el planeta donde vivimos, el sol de las mañanas, la luna de las noches, las estrellas en el cielo.

Por siglos las respuestas fueron exclusivamente de orden religioso o mitológico.

Fueron los griegos quienes empezaron a plantearse el problema desde otra perspectiva.

Ellos fueron los primeros filósofos y los primeros científicos. Predijeron eclipses, observaron las estrellas y estudiaron sus movimientos.

Conjeturaron que todo provenía de algún elemento o de la mezcla de varios: Agua, aire, fuego. Thales de Mileto, quien fue el primero de ellos, sostuvo, unos 600 años antes de Cristo, que el mundo provenía del agua.

Finalmente Aristóteles, unos 350 años antes de Cristo, elaboró una teoría que duró casi 2000 años, la cual, entre otras cosas, sostenía que el centro de todo era La Tierra y proponía que el espacio estaba saturado de materia, el éter. No existía el vacío.

Pasaron muchos siglos hasta que Copérnico propuso que el Sol era el centro de todo.

Luego vinieron las teorías de Galileo, Kepler y otros, hasta que llegó Newton y propuso su ley de Gravitación Universal y sus 3 leyes del movimiento. El Universo para Newton era infinito y eterno.

Casi dos siglos después ocurrió una revolución, Einstein y su Teoría de la Relatividad. El Universo de Einstein era finito, cerrado, ilimitado y estático.

En 1929 Edwin Hubble, en cuyo honor se nombró al famoso telescopio, propuso que todas las galaxias se alejan de nosotros a una velocidad proporcional a la distancia que nos separa de ella. Esto lo dedujo Hubble midiendo el “corrimiento hacia el rojo” de las galaxias que observaba.

Ya en 1923 el astrónomo belga Lemaître había propuesto una teoría sobre el origen del Universo, sosteniendo que todo provenía de una especie de “huevo cósmico”, una esfera 30 veces más grande que nuestro Sol y que contenía, en un principio, todo lo que existía.

Finalmente, en los años 40, George Gamow, propuso una teoría más refinada. La teoría del “Big Bang” para el origen del Universo, la teoría aceptada actualmente por la ciencia.

El “Big Bang” sostiene que, al inicio, el Universo era más pequeño que el núcleo de un átomo, tenía una temperatura de un trillón de trillones de grados y que las cuatro fuerzas que existen actualmente en el Universo estaban allí mezcladas en una superfuerza.

El Big Bang pretende explicar cómo de ser solo un “punto”, el Universo explotó para llegar hoy a estar poblado por cien mil millones de galaxias cada una con cien mil millones de estrellas.

También predice que al final, después de mucho, mucho tiempo, todo desaparecerá, quedando solo el vacío y las radiaciones.

Así que hoy tenemos una teoría sobre el origen del Universo, una cosmogonía, que no solo nos permite entender cómo este surgió, sino una que también nos lleva a entender cómo será su final.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here