¡Pánico en los alacranes! por Hugo Araujo

637

El difunto general Alberto Müller, cuando renunció al Psuv hace varios años le advirtió al también fallecido Hugo Chávez “que estaba sentado sobre un nido de alacranes”. Pues bien, luego de la muerte del líder de la robolución, el nido de alacranes se solidificó y fortaleció. Hoy día, sin el control de su líder, observando el peligro que se les viene encima, con sus ponzoñas en alto, son más peligrosos que nunca. El actual proceder de los alacranes rojos no es nada sensato, ni lógico, y tiene un toque de locura que nos hace recordar aquella frase del gran alacrán rojo Diosdado, cuando dijo: “Chávez era el muro de contención de muchas de esas ideas locas que se nos ocurren a nosotros”.

Ese toque de locura, adobado con grandes dosis de insensatez, desesperación y miedo, les hace perder el sentido de la realidad. Actúan como si existieran en un inframundo aparte, del que creen nunca saldrán; ellos allí se sienten dueños y señores de vidas, destinos y fortunas de los venezolanos. Ese inframundo sólo existe en su mente maquiavélica, hecha para el mal. El pueblo y su sufrimiento les importa un comino. Sólo desean que atiendan sus necesidades y requerimientos, que de morales no tienen nada. Por tal razón actúan violenta y cruelmente ¡Creen que nunca rendirán cuentas de sus atrocidades!

Pero la realidad se impone, Maduro y su cogollito nefasto están cercados por todos lados. En el plano internacional, su imagen está sumamente deteriorada, máxime cuando desdeñando las acusaciones de los Estados Unidos contra dos generales por presunta colaboración en el tráfico de drogas, asciende a uno de ellos a ministro de Interior; con ello reta, no sólo a la justicia de USA y su Gobierno, sino también a la comunidad internacional que lucha sostenidamente contra este flagelo. Como lo dijo un retirado experto de la DEA por CNN: ¡Esto constituye una bofetada en la cara de los Estado Unidos!

Si bien puede ser que el Gobierno de USA no actúe formalmente en lo inmediato, aparte de alguna que otra declaración de repudio, esta situación causará gravísimas repercusiones a nivel de senadores en el congreso de dicho país, quienes tratarán de impulsar medidas más fuertes contra el gobierno rojo de Nicolás. La respuesta de Maduro será la misma: Gritar, patalear y chillar; escupirá toda esa larga lista de sandeces a las que tiene acostumbrados a los pocos que escuchan su penoso, aburrido y pobre discurso comunista ¡Puro gamelote!

El cerco internacional contra la robolución es enorme. El hecho de que exista una disputa en el Mercosur, tratando de evitar que Maduro asuma la presidencia de dicho ente económico lo demuestra sin lugar a dudas. Son muchas las acusaciones que han calado en el ánimo de dignatarios de otros países, alarmados por la posibilidad de un estallido social que llene de violencia fratricida a Venezuela. Se busca lograr un diálogo que permita el referéndum revocatorio, pero Maduro se niega a esa posibilidad. Constantemente desde todo el mundo se escucha el llamado que le hacen al presidente para que cese su política violatoria de los derechos humanos y libere los presos políticos; se asombran por la negativa de aceptar asistencia humanitaria para que lleguen alimentos y medicinas al pueblo; repudian las retaliaciones contra los medios y la libertad de expresión; rechazan el acoso y desconocimiento de la Asamblea Nacional como un Poder Constitucional; se sorprenden desfavorablemente por el descarado y súbito enriquecimiento de los líderes rojos. Este Gobierno ya es visto en el exterior por muchos países como dictatorial y corrupto ¡Desprestigio total!

Maduro sabe que su Gobierno está muy débil y que el Psuv está en el peor momento de su existencia, con un nivel de impopularidad que lo ubica rumbo a su desaparición como partido. La desesperación lo está llevando a tratar de recoger todos aquellos que se han ido, se han apartado, o han sido olvidados. Ahora requiere de todos y no repara en lastimeros llamados a la unidad. Por tal razón reunió a toda esa sarta de aprovechadores, enchufados y boliburgueses como Escarrá, Isaías Rodríguez etc, etc, y señaló casi lloroso: ¡Recuperemos el espíritu revolucionario del 99! Como bien podría decir el Dr. Luis Herrera si estuviese vivo: ¡Piaste tarde pajarito!

Todos los gobiernos comunistas siempre buscan crear la falsa imagen de la invasión yanky ¿Será esto lo que trata Maduro de lograr para reagrupar a su lado las huestes rebeldes de su partido? ¿O hay algo más? ¿Implicará la justicia gringa a Maduro como cómplice de los presuntos delitos cometidos por estos generales? ¡Todo es posible en este mundo globalizado que cambia constantemente!

Sin duda alguna, la situación actual del país en todas las áreas tiene a Maduro contra la pared. Su ineficiencia salta a la vista, la cual le ha granjeado la antipatía general de la población, incluyendo entre ella a muchísimos chavistas, que también sufren las consecuencias de su perversidad ante la falta de alimentos y medicinas, entre otros productos vitales ¡Desastre total!

La gente clama por la salida de Maduro del Gobierno y una mayoría apabullante aprueba el referéndum revocatorio como la fórmula salvadora que nos saque de esta calamidad. Nicolás y su nido de alacranes se resisten, porque saben que saldrán como corcho de limonada el día que se realice. Los duros alacranes dominan al Gobierno y rechazan cualquier movimiento en la economía que no sea al caletre de lo que establece la Plan de la Patria, el cual, sinceramente deberíamos llamarlo: “El Plan de la Metida de Pata”. Por tal razón, al gorila peleón de Pérez Abad, que intentó un pequeño viraje económico lo destituyeron ipso facto como ministro de Economía  ¡No hay forma de que el Gobierno reaccione para rectificar la nefasta política económica que nos empobreció y arruinó!

Los errores cometidos por los ministros y sus segundones son garrafales, una tras otra metida de pata confirma lo malos que son para gobernar, ni siquiera estudian en profundidad lo que van a implementar. La semana pasada, en relación a la Resolución 9855, relacionada con la implantación del trabajo esclavo, expresando la imposibilidad de su aplicación señalé: “Creo que de repente saldrá algún “ministrico”, diciendo que eso no es así”. No pasó ni una semana y como lo indiqué salió un ministro diciendo que era un error de tipeo ¡Es que ni para mentir sirven!

Sólo el TSJ y el alto mando militar mantienen precariamente a la robolución en el poder. Cada día que pasa su deterioro se profundiza. El sufrimiento popular es atroz e inhumano y el país está a punto de estallar. La realización del referéndum en cualquier momento en que los acontecimientos se agraven aún más de lo que están, es inevitable. Los líderes del chavo madurismo ven con muchísimo temor y angustia su futuro. Hoy día, sin género de duda alguna, hay: ¡Pánico en los alacranes!

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here